Proteína

Que es

La palabra “proteína” cuyo significado es ‘de primera importancia’ tiene sus orígenes en la Antigua Grecia. Este elemento es crucial para el crecimiento y reparación del tejido muscular, particularmente en respuesta al entrenamiento de resistencia. Fuentes ricas en aminoácidos de cadena ramificada (Bcaa por sus siglas en inglés) son los mejores para aumentar la síntesis de proteínas. De estos, la leucina es el más potente y de las variantes de proteína la proteína de suero de leche cuenta con un alto contenido de ella.

Modo de Uso - ¿Cuando tomar?

La proteína es sintetizada en nuestro cuerpo cada 4-4.5 horas, por lo que dosificarla de manera regular resulta necesario. Suero de leche es beneficiosa entre comidas para aumentar el nivel de saciedad durante un programa de pérdida de peso. También es posible obtener mejores resultados usándola durante antes o posterior a nuestro entrenamiento, ya que el cuerpo requiere de una fuente de aminoácidos para evitar la degradación del tejido muscular.

Modo de Uso - Dosis

El gobierno de los Estados Unidos recomienda la ingesta de  70 gramos proteína por día. Sin embargo si eres un individuo activo físicamente, los requerimientos de proteína de tu cuerpo pueden llegar a ser mucho mayores. Con el objetivo de estimular la ganancia muscular y de fuerza la cantidad de proteína recomendada es de entre 1.5 y 2 gramos por kilo de peso corporal cada día. Además contrario a la creencia popular esta no es necesario ciclarse.

¿Cual comprar?

El indicador clave de la calidad de una proteína de suero de leche, es el contenido de proteina por porcion. Se debe poner especial atención a las etiquetas de los productos, para garantizar que al menos el 80 por ciento de cada porción está compuesta de proteínas.

Obten máximos beneficios

La combinacion con otros suplementos como lo son la creatina y beta alanina puede ayudar a maximizar las ganancias musculares.

Efectos Secundarios

Si sufres de problemas renales preexistentes, se debe buscar asesoramiento médico antes de incorporar este tipo de suplemento en tu dieta. De igual manera si eres intolerante a la lactosa, se debe buscar usar  variedades libres de ella como lo son las proteínas basadas en plantas ( arroz, chícharo, soya) o carne.